Comentarios desactivados

El sector citrícola pide el cierre de fronteras por la mancha negra

Un operario recolecta naranjas en una finca de la zona de Palma del Río.

Un operario recolecta naranjas en una finca de la zona de Palma del Río.

Las organizaciones que representan al sector citrícola han pedido a la Comisión Europea (CE) el cierre de fronteras a los cítricos sudafricanos si se detecta algún caso de mancha negra. Tan solo en Andalucía, según los datos de Asaja Córdoba, “la entrada de la enfermedad podría suponer la pérdida de los 5,3 millones de jornales que genera en total el sector de los cítricos y 343,54 millones de euros, en lo que a producción se refiere. En Córdoba podría suponer la desaparición de 13.000 hectáreas de cítricos, con la pérdida de 800.000 jornales, teniendo en cuenta recolección y manipulación de la fruta”, a lo que habría que sumar, además, “el enorme problema medioambiental que ocasionaría”, según esta organización agraria.

Los representantes del sector mantuvieron hace unos días una reunión en Bruselas con los gabinetes de los comisarios de Comercio y de Sanidad y Consumo de la Unión Europea (UE) para pedir ese mayor control fitosanitario a los cítricos procedentes de Sudáfrica “y trasladar el grave riesgo que entraña para el conjunto de la citricultura europea la entrada de cítricos sudafricanos contaminados por mancha negra”, relatan desde dichos colectivos. Estas reuniones coinciden con el inicio de las importaciones desde ese país “y pretenden sensibilizar a las instituciones comunitarias sobre la gravedad del problema que suponen dichos envíos, tanto en términos agronómicos, como sociales y económicos. En este sentido, hay que tener muy presente la gran cantidad de detecciones de mancha negra aparecidas en los cargamentos importados desde Sudáfrica durante las campañas anteriores”, apuntan. El sector citrícola ha pedido que la UE no ceda ante la presión del gobierno sudafricano y de los lobbies de los importadores y que, por el contrario, aplique estrictamente las medidas en vigor. Así, si a lo largo de 2015, el contador de interceptaciones mancha negra alcanzara el nivel de cinco, la UE debería cerrar inmediata y automáticamente sus fronteras. Ya el año pasado, la Comisión Europea anunció que “tomaría medidas” si se detectaban cinco casos de mancha negra en los envíos sudafricanos, pero finalmente no adoptó ninguna medida concreta a pesar de que las detecciones superaron ampliamente esa cifra y se situaron en un total de 28.

Ante los responsables de Comercio, las organizaciones han insistido en que no se busca un objetivo comercial “sino prevenir la entrada de una plaga que causaría estragos en la citricultura española y comunitaria. El ejemplo reciente de la detección de la bacteria xylella fastidiosa que tendrá consecuencias gravísimas sobre la agricultura europea, está en la retina de los productores españoles y pone en evidencia la necesidad de actuar preventivamente, puesto que, una vez dentro, las plagas emergentes son difícilmente combatibles”, destacan. Durante la reunión se recordó, asimismo, que también se ha detectado por primera vez en España y Portugal la presencia del insecto psila africana que actúa como vector transmisor de la devastadora enfermedad de los cítricos denominadagreening o dragón amarillo. Los representantes del sector subrayaron que el greening es aún más peligroso y dañino para los cítricos que la xylella fastidiosa para el olivar.

En ese sentido y con carácter general, el sector ha reclamado el cambio del enfoque de la política comunitaria de protección fitosanitaria en frontera. “Ésta debería basarse en el principio de precaución, instaurando el sistema de lista positiva, de la misma manera que hacen la mayoría de socios comerciales de la UE. De esa forma se garantizaría que sólo entran en la UE los productos y materiales que den suficientes garantías y seguridad sanitaria. En los últimos años se ha comprobado que Sudáfrica no es capaz de dar esas garantías, por lo que si se aplicará ese sistema, el riesgo de Mancha negra no amenazaría a la UE”, recalcan.

Por otra parte, el sector ha pedido la intensificación y armonización de los controles en frontera del resto de estados miembros, principalmente en los puertos de los Estados importadores y no productores. Han recordado que el hecho de que Sudáfrica decidiera en 2014 soslayar los puertos españoles, pone en evidencia que en la UE existen pasos fronterizos menos rigurosos que otros, lo cual permite “dar juego” a los importadores irresponsables y pone en peligro al conjunto de la Unión, donde una vez dentro, la mercancía circula libremente.

Archivado en: Agricultura, Industrias agroalimentarias

Artículos recientes

¡Comparte este artículo!

© 2014 Cordobagraria. Todos los derechos reservados | All rights reserved. XHTML / CSS Valid.
Sitio web desarrollado por Modum